El Govern ha dado hoy luz verde al compromiso que anunció el president, Carles Puigdemont, en el Parlament de convocar 7.721 plazas de funcionarios. La convocatoria, que estaba pendiente de la aprobación de los presupuestos, se llevará a cabo a lo largo de los próximos 3 años.

La consellera de Governació, Meritxell Borràs, ha asegurado que se trata de la convocatoria más importante de los últimos seis años y que afectará tanto a plazas ya existentes actualmente ocupadas por interinos como plazas de nueva creación.

Borràs ha asegurado que la convocatoria pone el acento en “la atención más directa a la ciudadanía”, por lo cual, 2.500 plazas corresponden al ámbito sanitario -médicos y enfermeras-, 2.000 son docentes, 505 mossos d’esquadra y 150 bomberos, entre otros.

C9sUZ0qW0AAb29I

Reducir la temporalidad

Según la nota del Govern, la oferta se trató en la última Mesa de Negociación de los Empleados Públicos, donde el Ejecutivo se comprometió a estabilizar la plantilla y reducir la temporalidad “con un plan a tres años vista, para plazas de determinados sectores que hace más de tres años que están ocupadas por interinos”.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto:
contador de visitas